LA CAFETERA ITALIANA CON LA QUE NO PUEDE COMPETIR NESPRESSO

Existe una cafetera italiana en el mercado que puede ganar el pulso a las famosas cafeteras Nespresso. Es una de esas rarezas que se descubren en los lugares más recónditos del mundo.

La cafetera italiana que guarda un secreto oculto.

Parece una cafetera italiana más a simple vista, sin embargo guarda un as en la manga que permite hacer el café expresso que tanto gusta a los paladares selectos que buscan un café intenso y cremoso. Viendo una simple foto nadie diría que es capaz de dar la presión necesaria para que el café tenga ese cuerpo tan característico.

Adiós a las capsulas de café expresso.

Las capsulas de café de la marca más conocida del mercado genera un café expresso de alta calidad, sin embargo cada café realizado con una cafetera de capsulas genera un residuo de aluminio y plástico. Según datos de la Productora de envases biodegradables “Halo”, cada maquina de café de cápsulas genera 3 gramos de residuos por cada café realizado y se consumen al año más de 7 millones de capsulas de café.

Este dato genera una cantidad de residuos muy significativa que el medio ambiente, sumido en plena emergencia climática, necesita eliminar tal cantidad de residuos a toda costa. Es por ello que las alternativas a las capsulas de café deben ser exploradas en profundidad dando voz a aquellas que puedan prescindir de generar mayor cantidad de residuos

No a todos les gusta la cafetera italiana.

Los amantes del café sabemos que el aroma y cuerpo del café expresso son inalcanzables con una simple cafetera italiana. Para que tenga esas características, se necesita que la maquina pueda aportar presión por encima de 1 bar al café durante el proceso.

Existen en el mercado cafeteras express eléctricas, pero ninguna de ellas por debajo de los 100 euros de coste y muchas de ellas con un consumo eléctrico elevado.

Pero y si pudiéramos mezclar el diseño y cualidades sostenibles de la cafetera italiana, que permite tanto la inducción como la cocina de gas como fuente calorífica y las caras maquinas de café expresso, ¿sería entonces una alternativa válida?

La cafetera italiana Bialetti Brikka puede hacerlo.

Una brillante y sencilla idea por menos de 40 euros que cabe en cualquier armario, que elimina por completo la necesidad de cápsulas de café y las costosas cafeteras que con el tiempo acaban estorbando en la cocina.

¡Cuidado consumidor! La marca también comercializa cafeteras italianas que no hacen café expresso. Tenga mucho cuidado de no equivocarse en su elección. La cafetera italiana clásica es el modelo cuya tapa tiene una agarradera negra y la cafetera express es la que no lo tiene.

Etiquetado , , , , , , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *